El Poder de las Masas. Por Limite

opinion -

El Poder de las Masas. Por Limite

En la lucha libre chilena la frase “lo hacemos por el público” se usa de sobremanera, ya sea como motivo por el que uno lo practica, como estrategia de ventas o bien para sencillamente dar las gracias. Pero más allá del manoseo que sufre este dicho, lo cierto es que el público si tiene un papel más que relevante en el espectáculo, son los únicos con la capacidad de ser juez, jurado y verdugo de cada promoción que nace, vive y muere en Chile, pero es aquí donde me gustaría pedir un mayor compromiso con este rol, porque muchas veces se apoya productos que se hacen sin cuidado, sin preparación y básicamente sin respeto. Nacen agrupaciones que no buscan aportar en nada a lo que se está construyendo, sino más bien cumplir el sueño de alguien de subirse a un ring, un sueño legítimo que ensucian los mismos creadores al cumplirlo de manera tan paupérrima.

El slogan “Apoya la lucha libre chilena” no debe pasar a ser una excusa, no debe ser una disculpa ni una justificación. No “vamos a pesar que el show es pésimo pero hay que apoyarlo porque es chileno”. Debe ser pensado como recompensa, como un logro por parte de la promoción, como premio a la entrega de un buen espectáculo, Clandestino y sus shows agotados semana tras semana testifican aquello.

A veces la crítica puede ser difícil pues muchos de los que luchan en estas agrupaciones son o hace poco eran parte activa del público y bajo esa relación de camaradería que se forma la sinceridad puede verse afectada. Pero en estos momentos y en estos shows, que sólo pueden relacionarse al conformismo por parte de los involucrados, es cuando el público, como masa votante, debe ser jurado e inclusive verdugo si es necesario. El avance de la lucha libre nacional es solo lograble si estas promociones pasan a ser un porcentaje marginal (porque aceptemos que jamás desaparecerán) y no la mayoría como sucede hoy.

En Chile abunda la falta de cuidado, la falta de preparación, la falta de estética, la falta de bases y en definitiva LA FALTA DE LUCHA LIBRE en agrupaciones que dicen practicarla. Un ring son solo fierros y palos tal como un lienzo es sólo una hoja en blanco si no hay un profesional que le dé el uso correcto y en la medida que ustedes, el público valide esto yendo a los shows -porque le caen bien los cabros-, le sigan diciendo al amigo “si…estuvo bueno…” a pesar de que fue terrible y sigan obligándose a apoyar espectáculos que no merecen su tiempo y dinero, esto seguirá pasando.

Hay buenos y malos lugares para ver lucha libre en Chile, es hora de hacer el cuello de botella, de filtrar, de decidir qué es lo que quiero ver. Si lo analizan, apoyar consecutivamente una puesta en escena mediocre es prolongarla y en definitiva NO apoyar la lucha libre chilena. Muchas gracias por leer


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados